Ser mileurista para un autónomo es también un privilegio

Síguenos

autonomos

No solo los trabajadores de cuenta ajena tienen que vivir con sueldos de menos de 1.000 euros. Los trabajadores que tributan por el método de estimación directa, cuya base imponible se calcula al descontar de los ingresos obtenidos los gastos en los que se ha incurrido, declararon unos ingresos de 10.601 euros, unos 885 euros al año, la cifra más baja que tenía registrada la Agencia Tributaria y bastante menor de lo que puede ganar un mileurista.

Los funcionarios de Hacienda ya han empezado a fruncir el ceño ante lo que ellos piensan que puede deberse a un aumento de la actividad no declarada. Sin embargo, la caída de la actividad acompañado con un menor número de contribuyentes que declararon por el método de estimación objetiva (un 2,1% menor), es lo que realmente ha hecho que la tributación haya caído.

Ser autónomo se está volviendo una misión difícil de mantener. La brecha entre lo que tributa un asalariado y lo que tributa un autónomo es cada vez mayor. El trabajador por cuenta ajena tributa ya 8.663 euros más que un autónomo. Nunca antes se había visto tal diferencia, aun cuando los autónomos pueden deducirse ciertos gastos necesarios para llevar a cabo su actividad cotidiana.

Y todavía hay que esperar a la subida del IVA, que se hará efectiva a partir del 1 de Septiembre. Al repercutir el impuesto en el cliente, la actividad caerá aún más si cabe, lo que hará que la parte declarada sea aún menor. Y no solo eso; la presión fiscal es 4 puntos superior a la media de la OCDE (39,9% de los costes laborales frente a 35,5% de la media de la OCDE), por lo que el sueldo neto es cada vez menor.

Desde luego cualquiera puede pensar que los autónomos no están declarando todo lo que deberían a Hacienda y que mucho de su dinero pertenece a la llamada economía sumergida, y puede que en muchos casos esta sea la causa de una tributación tan baja. Sin embargo, yo soy de los que piensa que la presión fiscal en España es tan elevada que hace que la actividad empresarial, y más en tiempos de crisis, caiga notablemente, lo que se ve reflejado en la estructura de ingresos de un país.

Como bien apuntaba Lucerito en uno de sus últimos artículos, no sería una mala idea una bajada de impuestos para reactivar la producción. Y yo añado, también para aumentar la ingresos fiscales.

En Pymes y Autónomos | No sería una mala idea una bajada de impuestos para reactivar la producción
Imagen | Daquella Manera

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

5 comentarios