Las muñecas de Famosa se dirigen a Alicante

Síguenos

muñecas

Supongo que muchos recordaréis el conocido anuncio de muñecas y su pegadiza canción: “las muñecas de Famosa se dirigen al portal…”, Martes y trece en su momento lo parodió y ahora desde la distancia me parece entrañable. Pero detrás de ese recuerdo hay una historia, la de una empresa juguetera que pertenece al llamado “Valle del Juguete” ubicado en Alicante, concretamente en Onil, Tibi, Ibi y Castalla lugares relacionados con la industria juguetera desde hace más de cincuenta años.La noticia es que las muñecas se marchan de su pueblo y con ellas la empresa..

Esta situación se produce a raíz de que, hace años la empresa adquiriera a la también juguetera Feber de Ibi, y aunara la producción en la planta ibense, dejando en la primera los departamentos de I+D y “show-room”.Sin embargo, el propietario de la nave de Ibi sigue siendo el antiguo dueño de Feber, a quien se pagan al año unos 900.000 euros en concepto de alquiler, pero en los últimos tiempos éste ha presentado varias demandas para lograr que Famosa y sus muñecas abandone el recinto.

Al principio pensé: “Una buena noticia para Alicante”. En la ciudad hay una tasa de paro elevada y la llegada de la fábrica podría ser una solución, o al menos una pequeña luz de esperanza en una ciudad carente de industria, lo cual resulta curioso puesto que está rodeada de pueblos donde sus fábricas producen y exportan, mientras que la capital se conforma con el sol y playa.

Pero volviendo al asunto principal, esta noticia va más allá del traslado de la fábrica. Ibi no está precisamente cerca del nuevo polígono en Alicante y sus empleados han comenzado a protestar. Unas doscientas personas entre trabajadores y vecinos se concentraron en Onil para reivindicar la continuidad de Famosa en la Foia de Castalla. Además de criticar la decisión de la empresa se muestran críticos con los ayuntamientos por su pasividad. No son buenos tiempos para cambios de este calibre.

Es lógica su reivindicación, Famosa lleva desde 1957 asentada en el llamado Valle del Juguete. Además del daño que se le va a hacer a la comarca con esta marcha, existe otro problema: el traslado al trabajo desde esos pueblos hasta la capital. Existen personas con más de cincuenta años y entrando en los sesenta y el cambio será duro al tener que desplazarse todos los días hasta Alicante.

Un juguete roto

Esta decisión por parte de la empresa-al igual que sus trabajadores- no la comprendo. Ponen excusas como que las instalaciones que les ofrecen son viejas para ocuparlas, y por ello han rechazado unas naves como alternativa en Ibi. Existe una moratoria de un año y medio en el desahucio que se había decretado para las naves que ocupa la empresa en Ibi, debido a un recurso por parte del propietario Manuel Rodríguez, por lo que no se comprende la prisa por el traslado. Los trabajadores no se creen la versión de la organización y piensan seguir con movilizaciones.

Aunque existe un compromiso para mantener la actual plantilla, es evidente que la calidad de vida del trabajador bajará varios puntos. Entre el gasto en gasolina para llegar al nuevo lugar de trabajo, la distancia y el ir y venir hasta su localidad todos los días, su economía familiar se verá mermada.

Transparencia, ¿tan difícil es?

Escuchando a estos hombres protestar por el cambio drástico, me hago una pregunta ¿por qué la empresa no dice qué ocurre? Una vez más nos encontramos con un pésimo caso de falta de comunicación. Todo son rumores, sorpresa, desazón y la maldita incertidumbre de si te van a despedir.

Por lo que son los portavoces de los sindicatos los encargados de caldear el ambiente, asegurando que la decisión estaba tomada hacía tiempo, todo de espaldas a los empleados. Ahora ya tienen dos problemas: falta de comunicación y una crisis interna que está siendo noticia en muchos medios de comunicación.

Famosa ha abierto una filial comercial en Estados Unidos, según la nota de esta empresa que comercializa 2.300 referencias dentro de ocho categorías de juguetes de las once que existen en el mercado

Este destacado venía publicado en un artículo donde hacían alusión al comunicado del consejero delegado de Famosa, José de la Gándara, trasladando a la plantilla los cambios que se van a producir de inmediato, que las actuales plantas de Onil e Ibi pasarán a una nave de 25.000 metros cuadrados en el polígono industrial de Las Atalayas.

Veamos, por un lado la empresa da una imagen de fortaleza tanto a nivel nacional como internacional. “Nos va bien”. Perfecto. Pero resulta que se olvida de lo fundamental, del empleado, del que consigue que la organización crezca y no le hace partícipe de una decisión que a los altos cargos les puede parecer una pequeñez porque esa decena de kilómetros que separa a Ibi de Alicante, resulta un serio problema que debieran haber previsto.

Famosa cuenta con marcas como Nenuco, Nancy, Pin y Pon Barriguitas y Feber, y crea 350 empleos directos y unos 700 inducidos con una facturación de 206 millones de euros a fecha de agosto de 2012, lo que ha supuesto un crecimiento del 10 por ciento sobre el ejercicio precedente. Pero carece de algo todavía más valioso: una buena comunicación.

El daño está hecho

Además de los efectos negativos que repercuten en los trabajadores de Famosa, se resentirán entre 50 y 60 empresas proveedoras de cartón y tornillería, entre otras especialidades que acusarán sobremanera los costes de transporte a la nueva fábrica de Alicante. Y la alcaldesa de la capital mostraba su felicidad por este traslado que no termina de convencer a nadie.

Muchas de estas pequeñas compañías proveedoras son de Ibi, Castalla y Onil, y ya operan con márgenes económicos al límite, por lo que nuevos gastos de locomoción y transporte pueden provocar su cierre. ¿Dónde está la buena noticia? ¿Ofrecer algún puesto de trabajo en la ciudad para dejar en paro a toda una comarca? A mí no me parece un buen negocio.Habrá pocos daños a corto plazo pero más a largo.

Aunque pretenden conseguir un acuerdo con la dirección para paliar los costes del transporte hasta Alicante, una distancia de unos 40 kilómetros, por las características de esos pueblos que conozco, el clima y demás, es una idea descabellada hacer que se trasladen todos los días por carretera por una decisión que siguen sin saber por qué se ha tomado. Una vez más el trabajador deja de ser esa pieza fundamental de la empresa por mucho que lo subrayen en los manuales de comunicación interna.

En Pymes y Autónomos|La asignatura pendiente: comunicación interna,La comunicación eficaz consiste en transmitir la información de la forma en la que nos gustaría

Imagen|blanquimaga

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario