Sigue a

2702

Muchos jefes plantean su función como la necesidad de crear estructuras y procedimientos que sirvan de guía para sus subordinados para la realización de las tareas, limitando de este modo el espacio para que los demás se desarrollen, y por supuesto, obvian el hecho de crear visión en el equipo.

Este tipo de jefe tipo “fiscalizador” suele producir un impacto en la organización no muy favorable ya que, por un lado, rompen la complicidad que se producen en los equipos, destrozan la comunicación y crean un ambiente donde no se dice más de lo que se tiene que decir porque no es adecuado y en la que no se dice realmente lo que se piensa.

La importancia de crear visión está estrechamente vinculado con establecer unos valores y principios en la propia oficina, en la que la persona cobre un valor inigualable. Aplicar esta táctica debe ser vista como un fin y no como un medio de ganancias y resultados, sólo así se podrá optar por la excelencia y se podrá retener el talento.

Hay gestos sencillos que promueven estos valores. El saludo, estamos de acuerdo que todo el mundo saluda aunque solo sea por cortesía, pero saludar mirando a los ojos de sus empleados, es un gesto que va directamente a la cuenta de resultados de la compañía.

La acumulación de pequeños gestos de este tipo son los que sin duda, favorecen el buen ambiente y fomentan una mejora del entorno en todos los niveles, tanto el productivo, como el personal.

Imagen |donjd2
En Pymes y Autónomos | Recursos Humanos

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario