Adictos de tus ideas

Sigue a Pymesyautonomos

1808

Muchas veces uno se plantea nuevas ideas o proyectos para emprender, aunque parezca inviable el mejor laboratorio de pruebas es el propio trabajo. Cuando uno trabaja por cuenta ajena puede ensayar, entre otras cosas, su capacidad para plantear ideas y su elocuencia, que son fundamentales para luego emprender.

Plantear un idea a tu organización funciona mucho mejor si se cuenta con apoyos internos, para lo cual es necesario lograr crear tu grupo de seguidores o fans. Cuando alguien admira tu idea confirma que es buena. Este tipo de aliados pueden contribuir con su tiempo y conocimiento, además de recrutar a otras personas para que colaboren en el proyecto.

Construir esa base de fans se puede lograr a través de tres formas:

  • Enrólate a ti mismo. Aunque suene extraño no lo es, de hecho hay que tener muy presente que la piedra angular es mostrar siempre un alto grado de implicación con la idea que se está proponiendo, para evitar que otros puedan plantearse falta de compromiso que les justifique a no tomar parte en el proyecto.
  • Hablar sobre lo que se quiere hacer. La transparencia es fundamental, en todo momento, lugar y con cualquiera. Esto implica dar una visión global, indicando las virtudes pero también los defectos de lo que se está planteando.
  • Ofrecer la opción de participar a los potenciales seguidores con un trabajo real que hacer sin menoscabo de lo pequeño que pueda ser. Hay que tener en mente que es un beneficio no sólo para tí sino también para los demás poder desarrollar algo de manera conjunta.

Estos tres fundamentos son esenciales tanto para cuando se quiere plantear alguna idea nueva en nuestro trabajo si no también cuando se desea presentar un proyecto emprendedor, ya que el primer paso para triunfar es como dijo Woody Allen hacerse notar, y lograr concitar voluntades de apoyo.

Vía | HBR
Imagen | Marc_Smith
En Pymes y Autónomos | Emprendedores

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario