Compartir
Publicidad

¿Hace cuánto que no cambias tus contraseñas?

¿Hace cuánto que no cambias tus contraseñas?
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hoy en día las políticas de seguridad están en el punto de mira de muchas empresas. La empresa hoy en día esta conectada y no basta sólo con un antivirus o un cortafuego. Es necesario implantar una cultura de la seguridad informática en las organizaciones. Y empezar por las contraseñas es un buen paso.

¿Hace cuánto que no cambias tus contraseñas? Responder a esta pregunta debería ser sencillo, pero si no lo recuerdas está claro que es necesario hacerlo. Y no nos referimos solo al accedo de inicio de sesión en el ordenador, sino también a todos estos servicios que utilizamos a través de Internet que también pueden suponer un problema.

Sobre todo porque para no olvidar las contraseñas muchos usuarios deciden utilizar la misma en todos los servicios. Esto supone que ante un problema de seguridad tenemos un sistema de vasos comunicantes y si se hacen con la password tendremos una gran cantidad de información comprometida.

En la empresa tenemos que buscar una contraseña que seamos capaces de recordar, pero a la vez, que sea segura, con una longitud mínima de 8 caracteres, que incluya mayúsculas, un número y algún signo. Y además renovarlas periódicamente cada x meses.

Pero también tenemos que ser capaces de crear contraseñas diferentes para cada uno de los servicios que utilizamos a nivel profesional. No podemos utilizar la misma contraseña para el correo, para iniciar sesión, para identificarnos de forma remota cuando trabajamos desde casa, etc. Y por supuesto separar el ámbito personal del laboral Nunca utilizar la misma contraseña para Facebook que para el Dropbox del trabajo, por ejemplo.

Además tenemos que ser conscientes de que muchas de estas contraseñas se encontrarán almacenadas en nuestros dispositivos móviles, de manera que ante un incidente con un smartphone, además de bloquear el dispositivo o borrar la información de forma remota, es fundamental cambiar todas las contraseñas de los servicios que utilizáramos desde el móvil.

Lo malo es que si una empresa tiene una política muy estricta de contraseñas, al final los trabajadores tienden a relajarse y establecen series periódicas, a dejarlas apuntadas en notas adhesivas en la pantalla, o utilizar similares para toda la organización. Es un aspecto complicado de gestionar bien, pero al que hay que darle importancia debida.

En Pymes y Autónomos | Del pos-it en la pantalla al 1234 en Internet, así fallamos con la seguridad de los accesos

Imagen |

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos