Compartir
Publicidad

Cuándo realizar la imagen del sistema para su recuperación

Cuándo realizar la imagen del sistema para su recuperación
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cuando compramos un equipo nuevo, sobre todo si es un equipo portátil lo habitual es que nos faciliten la recuperación del sistema ya sea realizando una copia de seguridad a través de medios ópticos, por lo general DVD, o una partición oculta que contiene una imagen del sistema. Pero dado que todos estos equipos suelen venir con software preinstalado que en muchas ocasiones no interesa a los usuarios nos queda la duda de cuándo realizar la imagen del sistema para su recuperación.

Porque para muchos lo mejor es nada más conectar el portátil comenzar a realizar la copia de seguridad, de manera que lo recuperamos tal cual salió de la tienda. Esto tiene el inconveniente que si una vez recuperamos el sistema tendremos que volver a eliminar los programas que no nos interesan o que son de prueba una vez restaurado. Esta solución quizás tiene sentido mientras el equipo está en garantía, puesto que en muchas ocasiones el fabricante se remite a la configuración de fábrica para asegurarse del correcto funcionamiento.

La otra opción es eliminar todo el software de prueba, todo lo que no vamos a utilizar en nuestro día a día, y a la vez instalar lo que si vamos a utilizar. De esta manera cuando recuperamos el sistema lo tenemos en perfecto uso y lo único que tendremos que hacer será actualizar el sistema con los parches que se hayan publicado. No tiene sentido mantener una imagen de disco con una copia de antivirus de prueba si luego tenemos que instalar nuestro antivirus corporativo.

Si queremos cubrirnos las espaldas por cuestiones de garantía siempre podremos hacer la recuperación del sistema para que nos quede tal cual salió de fábrica y a la vez crear una imagen propia adaptando todo el software a la realidad de nuestro trabajo en la empresa. Tardamos un poco más a la hora de crear las copias pero merece la pena por la garantía de seguridad que nos ofrece ante cualquier inconveniente.

De los datos no hablamos, puesto que la idea es recuperar el sistema a su punto de origen. Los datos o están en una partición de disco que no se tocará o guardados en el servidor o un almacenamiento centralizado, por lo que su recuperación será siempre posible. Si no queremos perder datos lo mejor es no guardarlos en la partición del sistema y buscar alternativas.

Lo mismo podemos decir para los equipos de sobremesa, aunque en estos casos no suelen ser tan picajosos como en el caso de los portátiles. La dinámica sería la misma, la creación de una imagen limpia del sistema con todos los programas que necesitaremos para trabajar y tratar de que su personalización sea lo menor posible.

En Tecnología Pyme | Clonezilla Server Edition, nos permite clonar 40 equipos a la vez

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos