Compartir
Publicidad

¿Buscamos información de los candidatos a un empleo en las redes sociales?

¿Buscamos información de los candidatos a un empleo en las redes sociales?
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad


Muchos pensaron que las redes sociales eran una moda. Algo pasajero. El ejemplo claro era Second Life. Pero cada día más las vemos integradas en nuestra vida, desde los informativos que se nutren de la información que aparece en dichas redes de forma directa a momentos en los que personas que nunca lo hubiéramos pensado tienen perfil en Facebook. En el ámbito laboral también se da esta tendencia, y poco a poco están cada vez más presentes y las personas dejan más y más información sobre si mismos en las redes sociales. Por eso me pregunto si ¿buscamos información de los candidatos a un empleo en las redes sociales?

Dado que es algo mucho más personal que un currículo lo cierto es que puede ser una buena fuente de información adicional. Poro, ¿hasta que punto estamos legitimados a ver los perfiles en las redes sociales de los candidatos que se presentan a un oferta de trabajo en nuestra empresa? Lo cierto es que tampoco es demasiado complicado, si tiene el perfil público para que cualquiera pueda mirarlo no hay mayor inconveniente.

Perfiles sociales incorporados en el currículo


Si hace unos años todos incorporábamos en el currículo la dirección de correo como un dato más de contacto por qué no vamos a hacer lo mismo con los perfiles de las redes sociales. Claro está que en estas cuestiones hay dos tipos de redes, las lúdicas y las profesionales. Las segundas, como serían LinkedIn o Xing se deberían incorporar sin mayores problemas.

Respecto a la incorporación de Facebook, Google + o Twitter, tenemos varias opciones. Si las utilizamos de forma asidua, pero tenemos un perfil cerrado de poco nos servirá, razón por la cual ni siquiera deberían aparecer como contacto. Si tenemos un perfil abierto, las pondría como forma de contacto, aunque entonces debemos pensar el uso que hacemos de las mismas antes de publicar algo.

No será la primera vez que despiden a alguien por comentar en sus perfiles información personal, del tipo: “Hoy no trabajo, vaya resaca que tengo” cuando en la empresa has dicho que estabas enfermo y no podías ir. Lo malo en estos casos es que a veces nos olvidamos de que tenemos agregados en los contactos a gente de nuestra propia empresa, a veces hasta nuestro propio jefe.

entrevista grupo

Por último, lo esencial para mi en estos casos es si tenemos completados los datos en el perfil de las redes sociales para hacer un uso profesional o no de las mismas. Lo lógico es que si un candidato busca trabajo tenga completado todos sus datos curriculares en el perfil. De esta manera la empresa tiene la información laboral y puede conocer una parte de nuestras capacidades sociales, que a veces son fundamentales en el desempeño de determinados puestos.

Buscando información sobre el candidato


Esto por lo que respecta a los candidatos, pero también existe la otra parte. La empresa tiene un puesto vacante y decide buscar información sobre la terna de candidatos que tiene en Internet. Y entonces damos con su información en las redes sociales. ¿Hasta que punto esta información nos puede ayudarnos a decidir entre un candidato y otro?

Lo cierto es que no creo que la información social pueda sustituir a la entrevista personal, pero si destapar alguna pequeña incoherencia que hayamos detectado, alguna “información incorrecta” en su currículo, etc. en definitiva enseñarnos una parte del usuario que tal vez en las entrevistas no aparece. Siempre teniendo en cuenta que en las redes sociales vemos lo que el candidato nos deja ver.

Hoy en día acertar con el candidato adecuado es clave, sobre todo para rebajar los costes de formación. El tiempo que tarda en adaptarse y ser productivo lo recuperaremos a medida que el empleado permanece más tiempo en la empresa. Un vistazo al perfil social nos puede ayudar a afinar mejor las habilidades de los candidatos en su búsqueda de empleo.

Por no hablar de cuando el proceso de selección se lleva ya a través de las propias redes sociales, donde cada vez es más común ver cómo se solicitan candidatos para puestos concretos por Twitter, aparecen ofertas interesantes en LinkedIn o Facebook se une a Monster para esta cuestión.

En Tecnología Pyme | Las redes sociales amplifican los efectos de las cenas de empresa
Imagen | Franco Bouly | thinkpublic

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos