¿Y si aplicamos el IVA de forma progresiva, y no todo de golpe?

Sigue a Pymesyautonomos

iva_progresivo

Ha llegado el día. Mañana se hace efectiva la subida del IVA en tres puntos, del 18% al 21%. La mayoría de establecimientos ya saben la estrategia que van a seguir a la hora de fijar los nuevos precios. Básicamente esta estrategia se basa bien en absorber nosotros mismos esa subida o repercutirla en el consumidor.

Sin embargo, todavía quedan muchas empresas que están expectantes ante la estrategia del resto de sus competidores. Las noticias positivas para el consumidor nos llegan de aquellos grandes comercios que no solo no piensan repercutir el IVA a sus clientes, si no que además están dispuestos a aplicar un descuento notable a sus clientes. ¿Por qué no hacemos nosotros lo mismo?

Responder a esta pregunta no es sencilla y puede dar lugar a multitud de respuestas, ya que todo depende del margen comercial con el que cuente una empresa y de la flexibilidad a la hora de fijar un precio del producto. Quizá esto quede reservado a unos pocos grandes comercios, y no a las pequeñas empresas.

La publicidad gratuita que dan los medios de comunicación a estos establecimientos es muy positiva y los consumidores acudirán en masa a estos comercios. Sin embargo, son pocos (y me atrevería a decir que ninguno) los que van a asumir la subida del IVA indefinidamente. La estrategia más común es absorber la subida del IVA durante el mes de Septiembre y después aplicar progresivamente el impuesto a los productos, ya que de esta manera es poco perceptible para los clientes.

No solo eso. Si atendemos al gasto familiar, el mes de Septiembre es uno de los más difíciles para las economías domésticas debido sobre todo, a “la vuelta al cole”, por lo que los consumidores buscan fórmulas para no gastar más de la cuenta. Y estas fórmulas se basan en encontrar el comercio más barato. Estos grandes establecimientos lo saben y por ello la estrategia más común es la de no subir ni un euro del impuesto, al menos ese mes.

Si tenemos capacidad para hacerlo, la estrategia de fijación de precios basada en la aplicación progresiva (y no de golpe) del impuesto puede ser una buena fórmula. Hay que tener en cuenta que el cliente va a estar con muchos ojos mirando la oferta más suculenta los primeros días, pero posiblemente después eso no tenga tanta repercusión.

En Pymes y Autónomos | Sube el IVA ¿cuándo? ¿qué hacer?
Imagen | Tax Credits

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios