Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Así son los nuevos emprendedores de España

Así son los nuevos emprendedores de España
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
\"image\"
Tweets por @SageSpain

\"Blog

De unos años a esta parte el número de emprendedores en España se ha multiplicado, dando así respuesta a la necesidad de crear empleo sin esperar a que alguien te contrate. Ser tu propia empresa es una opción cada vez más atractiva para todo tipo de personas, puesto la iniciativa empresarial no está vinculada a un perfil ni a una edad determinados.

Son dos las opciones que existen para emprender: establecerse como autónomo o crear una empresa. Si analizamos los datos de 2013 relativos a los nuevos emprendedores, veremos que para el 63% de los autónomos se trataba del primer negocio que ponían en marcha, frente al 47% que ya lo habían intentado antes. En cuanto a los que optaron por crear una pyme, para el 56% se trataba de su primer negocio, frente al 44% que ya habían tenido otros con anterioridad. Las razones para emprender son principalmente la falta de oportunidad en el mercado laboral, aunque la realización personal también cuenta para un sector minoritario.

Análisis del emprendedor

1. Inversión inicial. El punto de partida para todo el que emprende es la inversión inicial. En contra de lo que pudiera parecer, no existen grandes diferencias entre el aporte económico precisado por en autónomo con respecto al de la pyme. En término medio, los emprendedores necesitaron entre 10.000 y 50.000 euros para poner en marcha su negocio (el 43% de los autónomos y el 46% de las pymes). El porcentaje de autónomos que necesitaron menos de 10.000 euros se sitúa en el 28%, frente al 16% de las pymes, cuantías similares en proporción a los que necesitaron entre 50.0001 y 100.000 euros (17% de autónomos y 21% de pymes). Los porcentajes caen en picado si hablamos de inversiones superiores a 100.000 y 200.000 euros.

La fuente de financiación más utilizada, en casi la mitad de los casos, es la ayuda de familiares, aunque alrededor de un 30% reconoce no haber recibido ayuda de ningún tipo. En estos puntos autónomos y pymes coinciden.

2. Obstáculos para emprender. Aunque un 30% encuentra en la falta de financiación el principal obstáculo para emprender, existen otros que también se tienen en cuenta, como son las cargas fiscales. Las obligaciones fiscales que una empresa debe cumplir son muchas y complejas. Es necesario conocer los plazos de presentación y los trámites a realizar, para evitar sanciones y requerimientos de Hacienda. El autónomo debe hacer frente al pago de unos impuestos que no tendría como asalariado.

A su vez, un 66% de los que emprenden piensa que el Estado debería ofrecer un mayor apoyo, además de los bancos y cajas de ahorros.

3. Situación actual del emprendedor. Una vez iniciada la aventura empresarial, hay que centrarse en hacerla funcionar para que perdure y salga adelante. Alrededor de un 60% de los emprendedores (56% de los autónomos y 65% de las pymes) piensa que formar un buen equipo es un pilar básico para que su proyecto tenga éxito. El 45% confía en crecer apoyándose en que los clientes los recomienden. En realidad ambas cosas no son independientes. La formación de un buen equipo repercutirá en unos servicios de buena calidad, lo que proporcionará satisfacción al cliente y hará que recomienden a la empresa. Es una cadena que se debe seguir para llevar una evolución positiva del negocio.

4. La nueva Ley del Emprendedor. La Ley del Emprendedor es uno de los pilares en los que se apoya el gobierno para fomentar el emprendimiento. Sin embargo, tan solo el 26% de los autónomos y el 28% de las pymes conocen sus ventajas. Un porcentaje todavía menor (11% de los autónomos y 15% de las pymes) conoce lo que esta Ley puede ofrecer a su negocio. Los aspectos que suelen resultar más atractivos de esta ley son las reducciones en los costes de Seguridad Social, como la tarifa plana para autónomos de nueva creación. Sin embargo, otras medidas muy esperadas como el criterio de caja o el autónomo de responsabilidad limitada, no han encontrado la acogida prevista por la administración.

Como resumen, podemos concluir que 2013 arroja unas cifras positivas en lo referente al emprendimiento. A pesar que de los apoyos no son los suficientes, sobre todo en el los aspectos financieros y administrativos, muchos españoles se han aventurado a crear su propio negocio, dando con su iniciativa un pequeño empuje a nuestra economía.

Sage te ofrece recursos empresariales para ayudarte a afrontar el futuro con confianza.

En el Espacio Inspiración a tu negocio:

Imagen | Gerónimo Palacios

Publicidad

También te puede gustar