Compartir
Publicidad

Los concursos públicos: ¿oportunidad o agujero negro?

Los concursos públicos: ¿oportunidad o agujero negro?
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Según una noticia que publica hoy Europa Press, la crisis aumenta cerca del 50% las empresas que recurren a los concursos públicos en busca de nuevo negocio. Un informe de la multinacional Vortal revela que “cada vez son más las pymes y autónomos que optan por probar suerte en esta nueva vía de negocio, puesto que nueve de cada diez las pequeñas y medianas empresas acuden a los concursos públicos“.

Esto puede contrastar con la gran cantidad de empresas que, debido precisamente a su actividad con las Administraciones Públicas y el incumplimiento de los pagos de éstas, pasan por enormes dificultades económicas, llegando en algunos casos a producirse el cierre de la empresa. Con esta situación, ¿los concursos públicos con una oportunidad o un agujero negro?

Además de la oportunidad de negocio, el estudio revela que la implantación de la Administración electrónica y la simplificación de los trámites para presentarse a los concursos está sirviendo como incentivo a la hora de presentarse a las licitaciones que convocan los distintos Organismos estatales, autónomicos o estatales.

Hasta hace poco que una empresa trabajara para la Administración era una vemtaja, incluso a la hora de solicitar financiación podía servir como “garantía”. Ahora todo eso ha cambiado, por lo que muchas empresas que hasta ahora trabajaban para la administración se plantean abandonar a este tipo de clientes ante los sistemáticos incumplimientos en los plazos de pago marcados por Ley.

Por suspuesto que en condiciones normales contar con las Administraciones Públicas dentro de nuestra “cartera de clientes” resulta muy beneficioso, pero debemos plantearnos el coste de ello. Por un lado porque acudir a una licitación puede suponer una rebaja considerable en el margen de beneficios de esas operaciones y, segundo, porque añadido a esa rebaja corremos un riesgo evidente de aumentar nuestro índice de morosidad hasta un nivel que pueda afectar al futuro de nuestro negocio.

Al final se trata de hacer un análisis particular de cada concurso y de a qué Administración corresponde, parece extraño que en un momento de crisis como el actual sea recomendable seleccionar a nuestros clientes pero, como ya hemos comentado en otras ocasiones, es tanto o más importante cobrar quie vender.

En Pymes y Autónomos | La morosidad es el auténtico cáncer de las pymes en España
Imagen | thebadastronomer

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos