Compartir
Publicidad

El fracaso es mucho más natural de lo que nos pensamos

El fracaso es mucho más natural de lo que nos pensamos
Guardar
2 Comentarios
Publicidad

 

El principal temor con el que cuentan los emprendedores, o más bien los que no lo son, es el 'miedo al fracaso'. Una sensación que es natural y legítima, y que su diferente apreciación marca la diferencia entre aquellos que están dispuestos a arriesgar o no su capital.

En consecuencia sólo los que han logrado que su empresa prospere son los que han tenido que decidir bajo esta situación, apostando su propio capital, su tiempo y sus esperanzas a una sola cartas, quedando muchos en el intento. Siendo el fracaso un desenlace probable, frecuente e incluso natural.

Es más, no existe ningún emprendedor que no haya fracasado con algún proyecto en una etapa precedente al éxito. De tal modo que el número de fracasos en una economía es equivalente al número de progresos que se realicen en una economía determinada.

Afortunadamente, de los fracasos también se desprenden lecturas positivas, como el aprendizaje de qué es lo que ha fallado, cómo no se tienen que hacer las cosas, y a sentar las bases para un futuro intento en un nuevo proyecto. Tal vez los costes sean muy elevados, para un desenlace que no solo depende de nuestra confianza en el proyecto, sino que también de la aceptación del mismo en un mercado imprevisible.

En Pymes y Autónomos | La gestión del fracaso empresarial Imagen | bachmont

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad