El Euribor, en mínimos históricos: financiación más barata pero el grifo sigue cerrado

Síguenos

euribor

Tres meses después de que el BCE bajara los tipos de interés por debajo del 1% con el objetivo de reactivar la economía, el Euribor, el índice que sirve como referencia para la mayoría de préstamos hipotecarios, ha tocado de nuevo un mínimo histórico hasta situarse en el 0,877%, y este es ya el segundo en la última semana, lo que indica la clara tendencia descendente del índice.

¿Qué significa esto? Que la financiación está y va a estar más barata, tanto para los préstamos contraídos en este momento como para los que ya están contratados. Sin embargo, aunque en principio esta es una buena noticia, sobre todo para las pequeñas empresas tan necesitadas de financiación ajena, no es oro todo lo que reluce.

En primer lugar, aunque nuestros préstamos estén referenciados al Euribor y éste continúe bajando, no siempre pagaremos menos por nuestra financiación. En muchos préstamos existe la llamada cláusula suelo, que garantiza a los bancos un interés mínimo a pagar por el prestatario a lo largo de toda la vida del préstamo.

Si en los contratos aparece esta cláusula, es probable que ya se haya aplicado esta cláusula y las revisiones periódicas de nuestros préstamos no se modifique el interés a pagar. Aun siendo una cláusula de dudosa legalidad, ya que de hecho ya ha habido sentencias en contra de la aplicación de esta cláusula que ha obligado a los bancos a devolver el importe después de aplicar la cláusula, no vamos a poder beneficiarnos en principio de un Euribor bajo.

Por otro lado, el grifo del crédito sigue cerrado. La financiación a empresas desciende a su menor nivel en los últimos cuatro años, con un descenso superior al 4%, a pesar del espejismo que mostraban los informes del Banco de España en el mes de Junio, y ya se sitúa en unos niveles que no se habían visto desde que se agudizara la crisis de las hipotecas basura que provenía de Estados Unidos.

Y es que parece inútil seguir bajando los tipos de interés mientras el crédito no fluya hasta la economía real. De nada sirve el crédito barato si no existen los mecanismos adecuados para hacerlo fluir hacia las las empresas. Hasta que esto no suceda, la bajada del Euribor no será una buena noticia.

En Pymes y Autónomos | El Euribor condiciona menos que nunca el acceso al crédito por parte de las pymes
Imagen | kenteegardin

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario